Inteligencia artificial

Inteligencia artificial

energía del dinero

Aunque no es un área estrictamente de la informática o de inversiones en el mercado de divisas, esta última es fundamental en el desarrollo de la inteligencia artificial.

La inteligencia artificial se puede definir según Farid Fleifel Tapia, como “la rama de la ciencia de la computación que estudia la resolución de problemas no algorítmicos mediante el uso de cualquier técnica de computación disponible, sin tener en cuenta la forma de razonamiento subyacente a los métodos que se apliquen para lograr esa resolución” o una manera más sencilla como la de Rich Knight “es el estudio de cómo lograr que las computadoras realicen tareas que, por el momento, los humanos hacen mejor”

Se pueden distinguir dos enfoques en esta ciencia.

Uno centrado en la utilidad y que pretende desarrollar una tecnología capaz de proveer al ordenador capacidades de razonamiento como las del ser humano. Éste sería el caso de buscar la rentabilidad de los mejores fondos. Los temas clave de este enfoque son la representación y gestión del conocimiento.

Y otro enfoque centrado en el método, dirigido a crear un sistema artificial capaz de realizar procesos cognitivos humanos. Los temas claves y aspectos fundamentales son el aprendizaje y la adaptabilidad.

En definitiva lo que distingue a la inteligencia artificial de otros programas es:

–          Sus métodos usan símbolos no matemáticos

–          El comportamiento de los programas de IA no está explícitamente explicado por el algoritmo, es un programa declarativo.

–          Estos programas incorporan factores del mundo real y del ámbito de conocimiento en el que trabajan

–          Pueden ser utilizados y aplicados a datos y problemas mal estructurados

2 Comentarios

Deja tu comentario